¿Cuál es la diferencia entre un seguro de vida y un seguro de decesos?

7/4/2021

Es habitual que se confundan los seguros de vida y los de decesos. Ambos tienen en común una cosa: que los dos están relacionados con el momento del fallecimiento del tomador o contratante del seguro. Sin embargo, son seguros diferentes, con coberturas diferentes y conviene tener claro cuáles son. Hoy te contamos cuál es la diferencia entre un seguro de vida y uno de decesos.

¿En qué consiste el seguro de decesos?

El seguro de decesos, también llamado seguro de fallecimiento, está pensado para cubrir los gastos propios del deceso de una persona. Es decir, con este seguro estaremos protegidos frente a todos los gastos relacionados con funeral, sepelio y además otros trámites administrativos derivados del fallecimiento del tomador. 

Teniendo un seguro de decesos, el tomador y su familia tienen la seguridad de que la compañía aseguradora se encargará de pagar todos los gastos y además de realizar todos los trámites relacionados con el momento del fallecimiento. 

Coberturas del seguro de fallecimiento o decesos

Aunque las coberturas de un seguro de deceso pueden variar dependiendo del contrato y de la aseguradora, estas suelen ser las coberturas básicas de un seguro de decesos

  • Gastos derivados del deceso del tomador del seguro: funeral, sepelio y tanatorio.
  • Gestiones administrativas: gastos y gestión de todas las acciones necesarias.
  • Transporte o repatriación del fallecido.

¿En qué consiste el seguro de vida?

El seguro de vida, por otro lado, también tiene lugar cuando el tomador o contratante del seguro fallece. Sin embargo, la cobertura es totalmente distinta. En este caso, los beneficiarios del tomador son indemnizados con la cuantía que se hubiera fijado en el contrato del seguro. Esto permite a familiares y allegados tener una tranquilidad en cuanto a su economía. Este seguro es particularmente útil para familias que dependen de una única fuente de ingresos o para personas con hipotecas, en cuyo caso la aseguradora se encarga del pago de la deuda restante del préstamo.

Coberturas del seguro de vida

Las coberturas del seguro de vida también varían dependiendo del tipo de seguro, ya que dentro de esta categoría existen los seguros de vida de tipo riesgo, de tipo ahorro y los vinculados a las hipotecas. Aun así y para diferenciarlo del seguro de decesos, estas son las coberturas que podemos destacar:

  • Fallecimiento del tomador del seguro por cualquier causa.
  • Incapacidad parcial o total por accidentes o o por cualquier causa.

Como ves, estos seguros son muy distintos, aunque comparten ciertos rasgos. De hecho, ambos seguros son complementarios: ya que el seguro de decesos no dará ninguna indemnización monetario a los beneficiarios de la persona fallecida con lo que se trata de un seguro que ayuda en exclusiva en todos los temas administrativos de gestión y económicos relacionados con el sepelio en cambio el seguro de vida permite elegir la cantidad que necesitarás para hacer frente a la nueva situación después de perder a un ser querido, en 2019 en España la cantidad media elegida por los Clientes de seguros de vida fue de 57.425€, por tanto, puedes contratar ambos para una total tranquilidad tanto para ti como para tus allegados. 

Si estás pensando en contratar un seguro de vida, te recomendamos que eches un vistazo a nuestra calculadora de precios. Te aseguramos un 30% menos en tu seguro de vida si vienes de banco y un 15% menos si vienes de una compañía aseguradora. Contrata tu seguro con Coventia y comienza a ahorrar sin renunciar a tus coberturas.